LA NIÑA DEL VELO

Publicado en por Carnota

Vive en Arteixo (A Coruña) desde hace 11 años. La comunidad musulmana esta ubicada en esta pequeña poblacion de Galicia desde hace mas de 30 años. Jamas, han tenido un problema. Nunca. El colegio publico, y el instituto, han sido un ejemplo de integracion, compromiso social, respeto cultural, y eso se transmitio al pueblo.

 

 

La niña, pongamos que se llama Laila, se educo con cristianos, protestantes, ateos, mormones, testigos de jehova... Acudio a la escuela infantil con el resto de niños, empezo la primara con todos los demas. Ha participado toda su vida en las mismas actividades extraescolares, seguramente le ha gustado algun  chico, se ha caido, ha llorado y se ha reido. Acudia  las fiestas de cumpleaños de sus compañeros, y ellos a los suyos. Era un niña normal, feliz, un niña mas de las centenares que tenemos la alegria de contemplar en Arteixo.

 

 

 

Pero este curso, algo cambio, y seguramente lo cambio para siempre. Laila cometio un grave "pecado": llevaba un pañuelo tapando su pelo. Siempre lo ha llevado, nunca tuvo el menor problema y a sus compañeros jamas les ha molestado, ni a sus profesores. En su colegio de siempre, el Ponte dos Brozos, nunca existio el menor problema por ello. Al contrario. En las jornadas de interculturalidad se enseñaba a los niños a respetar las costumbres ajenas y sus significados, creando un gran ambiente de tolerancia y respeto.

 

 

 

 

Todo comenzo en diciembre de 2010. En ese mes, el Consejo Escolar do CEIP Arteixo, un colegio recientemente inaugurado situado justo enfrente del CEIP Ponte dos Brozos donde estudiaba Laila, aprueba un reglamento que prohibe llevar la cabeza cubierta en clase. En febrero, ante la negativa de la niña de quitarse el pañuelo, se la castiga prohibiendole acudir a las actividades extraescolares comenzando de esta manera su marginacion y supongo que empezando a enseñarle lo que significa el odio. En los meses siguientes, se decide su expulsion del centro escolar, que la Conselleria de Educacion rechaza por motivos de forma. Ahora, a menos de tres meses de finalizar el curso escolar, el Consejo Escolar sigue  empeñado en la expulsion de Laila. Detras de todo esto esta el actual director del centro escolar, que abandono el Ponte dos Brozos de mala manera y con enfrentamientos con los padres, todos los que lo conocen dicen que es intolerante y racista, y que ya quiso implementar esa norma en el anterior centro escolar. Ahora ha sido denunciado judicialmente por los padres de la niña.

 

El pueblo de Arteixo, que jamas ha tenido un problema con la confesion musulmana, se separa. Se divide en dos partes irreconciliables. Aquellos que consideran que esto es un acto discriminatorio, y los que dicen que las leyes estan para cumplirlas. Mientras, Laila se encuentra con frases como esta de sus compañeros de alguno de sus compañeros de once años con los que jamas ha tenido un problema: "dice mi abuela que te marches a tu pais si no estas conforme". La abuela de este niño, y muchos otros, no se dan cuenta de un detalle: Laila es española. Nacio aqui. Entre nosotros. Es tan española como yo o como mis hijas, aunque su madre no sea española, aunque eso si, son cristianas. Supongo que esa es la diferencia.

 

 

Algunos indican que el pañuelo es como una gorra. Pero no es asi. Si fuera asi, el Ministerio del Interior no daria como validas las fotos para el DNI con el pañuelo cubriendo la cabeza. Las autoridades consideran que el pañuelo es un simbolo religioso y no una prenda comun de vestir, y por tanto hacen esa diferencia.

 

Pero al margen de que tiene razon, pensemos ¿que culpa tiene una niña de 11 años de los traumas de los mayores o de sus miedos?¿porque estropemaos la infancia de una niña de esta manera?¿porque la queremos hacer a ella responsable de nuestros propios miedos?.

 

A los que dicen que no hay racismo en una actitud como esta, donde, recordemos, al padre no se le informa de nada oficialmente tal y como la Xunta de Galicia ha reconocido, hasta el mes de febrero de 2011 (el curso empieza en septiembre del 2010), la unica niña con pañuelo de los 1000 alumnos de ese colegio es Laila, el actual director ha tenido conflictos anteriores y se persigue una expulsion a poco mas de 80 dias de finalizar el curso escolar y los padres no escogieron voluntariamente el centro, si no que fue la Xunta de Galicia la que hizo el traslado. Si no existe racismo ¿no es mas facil comunicar a los padres la aprobacion del reglamento en diciembre, dejar a la niña tranquila que termine el curso y que el padre la matricule el proximo año en el colegio Ponte dos Brozos, que esta justo enfrente de este centro?. Parece obvio que si, que asi deberia de ser, si es que no hay racismo, claro.

 

Ojala se arregle. Mientras tanto mis hijas seguiran jugando con Laila, en el parque, para recordale, de alguna manera, que la sociedad que le rodea no es toda igual, que algunos, en vez de miedo, sentimos respeto,  pero sobre todo, que solo vemos una niña como las demas, que quiere jugar con sus amigos, que tiene derecho a que su familia la quiera, que tiene derecho a conservar sus costumbres y decidir libremente cuales adopta y cuales no quiere adoptar, y para eso debe crecer en un ambiente de respeto y de tolerancia.

 

 

 

 

 

Etiquetado en Sociedad

Comentar este post